En primer lugar, debe reconocer el cambio de paradigma y la amenaza que supone para la empresa la transición hacía un escenario en el que la banca va a reducir su volumen de inversión actual, mediante la retirada de crédito, obligando a la pyme a amortizar anticipadamente una parte relevante de la financiación dispuesta.

En muchos casos, el ritmo de devolución que va a exigir la banca no va a poder ser atendido por la pyme, bien sea en una primera fase o bien en el período de devolución de los préstamos en los que se van a convertir las pólizas de crédito.

En este contexto, los equipos directivos que no deseen quedar desbordados por la situación demandarán ser acompañados por especialistas externos en gestión de este tipo de situaciones. En Kreedit contamos con el equipo de profesionales más especializado en el acompañamiento a pymes ante estos escenarios. A fecha de hoy, hemos atendido a casi 1.000 empresas en la obtención de las mejores soluciones de financiación, a través de las más de 70 entidades financieras con las que colaboramos de forma estable, y proporcionando a nuestros clientes financiación bancaria, pública y extrabancaria privada.

Algunos de los escenarios en los que nuestra participación puede ser determinante son: situaciones de tensión de tesorería, contextos de restricción del crédito bancario, entornos con procesos de concentración del sistema bancario, evolución desfavorable de los indicadores de control de gestión (bajada de ventas, reducción de márgenes, alargamiento de plazos de cobro, reducción de plazos de pago…), aumento de la morosidad de clientes y cambios en el modelo de negocio.

Nuestra intervención consiste en la aportación de valor en numerosos ámbitos: diagnóstico económico-financiero inicial, seguimiento mensual de la evolución económica-financiera de la empresa, planificación financiera y gestión de tesorería en tensión extrema, control de gestión y cumplimiento presupuestario, revisión de los criterios contables, gestión del crédito de proveedores y a clientes, adaptación del pool bancario a las necesidades reales de la empresa, optimización de las actuales líneas de financiación de circulante, aportación de la visión financiera en las decisiones estratégicas y del día a día, mejora de la capacidad de negociación con las entidades financieras, adaptación de la estructura económico-financiera de la empresa al nuevo escenario económico y gestión de la renovación de líneas de financiación de circulante.

Ante este reto, sugerimos una entrevista personalizada con un gerente de nuestra firma, el cual le expondrá en detalle la colaboración que más se ajusta a las necesidades particulares de su compañía.

El Equipo de Kreedit | Financiación Empresarial
T. 93 467 56 41
C/e info@kreedit.com

Noviembre de 2019